TEGUCIGALPA. En la madrugada de este jueves, un señor de unos 60 años de edad, paciente del Hospital Santa Rosita, murió electrocutado en una cama. Según el reporte de las autoridades, el señor José Mateo Castellanos tenía de 60 a 65 años de edad.

Castellanos habría muerto electrocutado cuando un cable “pelado” pegara en la cama de estructura de hierro por lo que electrocutó al señor. El incidente lamentable se dio en la sala de varones, en el cuarto de observación a las 4:30 de la mañana.

Datos indican que el paciente psiquiátrico había sido trasladado hacía pocas horas desde el Hospital Escuela Universitario (HEU). Lo anterior, lo informó el Cuerpo de BOmberos de HOnduras, quienes atendieron la llamada de emergencia.

SÉPALO

A este centro asistencial llegan cada día entre 15 y 20 personas que buscan desintoxicarse en la Unidad de Alcohólicos. Sin embargo, no se trata de los típicos bebedores de “guaro” o cerveza, sino de una nueva generación que, al calor de los tragos, consumen también marihuana, cocaína, crack, entre otras drogas.

El director de la institución, Marvin Macedo, explica que “ese dicho que dice: que donde come uno, comen dos”, en el Santa Rosita lo aplicamos bien”, pues aunque la sala de alcohólicos solo tiene capacidad para 60 personas, a veces se requiere colocar colchonetas en los pisos para albergar a más enfermos.

“También hay pacientes con problemas de drogas, tenemos una sala de 35 camas, pero hay veces que hemos llegado a 55, 60 pacientes. Nuestro deber es atenderlos, pero hay momentos en que rechazamos pacientes porque son demasiados”.

En incendio ha muerto calcinado un paciente al interior de una habitación del Hospital Santa Rosita por supuesto cortocircuito.
En incendio ha muerto calcinado un paciente al interior de una habitación del Hospital Santa Rosita por supuesto cortocircuito.

Antecedentes

A inicio de abril un vehículo atropelló a un anciano en Bulevar del Norte; según se maneja, el fallecido tiene un aproximado de 55 a 65 años de edad.

Aunque se desconoce su nombre, se espera el personal de Medicina Forense para realizar el respectivo levantamiento. Asimismo, determinar la identidad de la víctima.

Por su parte, el conductor del vehículo tipo camioneta, color verde, placa P BP 7433 fue trasladado a una celda. La cual está ubicada en la posta policial de Río Blanco.

Según informaron las autoridades, él está esperando a ser interrogado y así poder continuar con el proceso rutinario en esos casos. El hecho se suscitó hace algunos minutos en el bulevar que conduce a Puerto Cortés; el vidrio delantero del vehículo se rompió producto del fuerte impacto.

Finalmente, varias personas llegaron a la escena para tratar de identificar al señor que perdió la vida este día. Aunque ninguno sabía de quién se trataba. Al parecer, no pertenece a esa zona.